A primera vista su hijo está bien. Pero basta con bajar la cámara unos 10 cm...

La mamá de Dallas Fowler no lo tiene fácil. Cuando veas la foto en la que aparece ella posando con su bebé de 2 años de edad, te parecerá que en su familia sólo hay paz y armonía.

1

Sólo que pocos se podrían imaginar por todo lo que han tenido que pasar esta mujer y su hijo. Y poco después de enterarse de la enfermedad del niño, la gente a menudo se aleja con repugnancia. Y fue eso lo que les ocurrió hace poco cuando el niño y su madre coincidieron con una desconocida en una tienda...

Dallas justo había ido con su hijo a comprar comida. Mientras la mujer esperaba en la cola, James le pidió que lo levantara, porque estaba cansado.

Pero cuando ella levantó a su hijo de dos años, accidentalmente se le subió la camiseta al bebé, dejando al descubierto su vientre. ¡Al ver esta imagen, la mujer de al lado, una señora de edad avanzada, abrió la boca con disgusto y se alejó del niño!

2

Lo que pasa es que este pequeño nació con la enfermedad de Hirschsprung. Debido a que su colon no se terminó de desarrollar, fue preciso hacerle una colostomía. Las heces de James caen en una bolsa especial que se encuentra pegada a su abdomen.

De una vez lo aclaro: hay que tener consciencia de que las bolsas de colostomía están diseñadas de manera que no salga nada de su contenido y al mismo tiempo, bloquear el olor. En todo lo demás, el hijo de Dallas es un niño completamente normal.

3

Al parecer, la l desconocida de la cola simplemente no tenía idea de lo que era una colostomía, por lo que su reacción no es sorprendente. Es por eso que, acostumbrada a este tipo de casos, la madre le contó rápidamente sobre el estado de su niño a la mujer. Pero aun conociendo la historia entera de James, la mujer aún así lo llamó "repugnante" y le pidió que se mantuviera alejado de ella.

La misma Dallas y con razón sabe que su hijo no merecía tal actitud. Durante sus dos años de vida, el niño ha tenido que pasasr por 20 operaciones.

4

Hoy en día, afortunadamente, el niño ya se siente mucho mejor que antes. ¡Y la colostomía jugó un papel importante en su recuperación!

De hecho, los pacientes que han pasado por un procedimiento similar, son muchos. A menudo las personas no se dan cuenta de que su amigo o compañero de trabajo llevan en el estómago una bolsa de este tipo.

Es revelador que el estoma no interfiere con la actividad física y no hace daño a los demás, en principio. Muchas celebridades y atletas profesionales, incluso, han pasado por esta operación.

5

Gracias al post de Dallas en Internet, la historia del pequeño James se propagó a través de la red. Para más detalles, puedes mirar el siguiente video.

Como puedes mujer, esa mujer no tenía ninguna razón real para entrar en pánico o sentir asco. La fuente de todas sus preocupaciones y su mala reacción fueron simplemente sus propios prejuicios. ¡No siempre vale la pena juzgar a los demás por su apariencia!

¡Si la historia de este pequeño paciente te conmovió, comparte este artículo con tus amigos!

Fuente: blabber

Comentarios